domingo, 16 de agosto de 2015

EmpaquetaNdo

... el equipaje del verano




17ª Maleta

Cómo vuela el tiempo cuando no miras el reloj, cuando la claridad y no la alarma es tu despertador, cuando la flecha en la brújula bordea el límite de la costa y comes con hambre, bajo la sombra, en un lugar distinto cada vez...

Qué rápido pasan los momentos de total relajación, el lapso entre que el sol se despide sumergido en un baño de mar y las perséidas se dispersan en un fondo azul oscuro casi negro concediendo tres deseos por minuto...

Se fugan en un fluir incontenible las notas de una música en la playa, las gotas de sudor de mi cerveza, los lienzos de una cama balinesa, las vistas de postal, la paz sin tregua, los pájaros que rondan mi cabeza y que vuelan tras de mí allí adonde vaya...

Me dejaría domar por el instinto de la supervivencia más salvaje pero me paro a hacer el equipaje, a empaquetar los instantes vividos, a buscarle un espacio en mi maleta a todo lo que carga mi energía, aquello que me trata con más mimo. No necesitaré guías de viaje. Allí donde voy conozco el camino

========================================================================

El barco zarpa a las 16:50. No es el último barco del día pero sí el que llegará a puerto a tiempo de coger el último bus de vuelta a casa. Me desagrada el regusto que dejan los finales y detesto la sensación palpable de la caducidad. Por esa razón me empeño en darle un sentido positivo a cada paso, tener un detalle, regalar una sonrisa, proyectar una ilusión que se eleve más alto y con más fuerza que cualquier certeza.

Dejo a mi espalda una Isla con sus pañuelos para lágrimas de alegría y pongo proa de regreso al Hotel y al desafío de un nuevo reto. En realidad, nunca sabes donde puedes terminar... o empezar.

En el hilo sonaba Vetusta Morla

jueves, 16 de julio de 2015

SimplificaNdo

... mis fracciones




16ª Maleta

Hay que ver lo que nos 'piace' enmarañarnos, buscarle tres pies al gato, encontrar la paja ajena y el lamento más impropio, obcecarnos por el sudor, centrarnos en el sermón, platicar en el corro de portería, captar el rumor de pasillo, hay que ver, por resumir, lo que nos gusta quejarnos por todo...

Por el trabajo agotador y el paro angustioso, por el calor caribeño y el aire acondicionado siberiano, por el chocolate de los helados y la operación bikini de los calientes, por la calma chicha y el no parar un minuto, por más días de vacaciones y menos minutos con tu cuñado, por romper con todo y reparar en que nada es como pensabas, sino todo lo contrario.

Puedo ser un triste o depurarme con lágrimas de risa floja, puedo embobar mi mente o dejar que me hipnotices, sugestionarme con los ruidos o descubrir la cortina, obstinarme con el encaje de las piezas de tu puzzle o enamorarme del cuadro, vaya cuadro!

Y el caso es que no sé complicar lo que es sencillo. Simplemente, me gusta como eres.

========================================================================

Huele a mar en este Hotel de ciudad. Tengo la mente puesta en las vacaciones, en huir al norte a dormir de noche bajo la sábana, a aprovechar el sol disfrutando de atardeceres naranjas y a redescubrir lugares por los que he caminado muchas veces aunque nunca solo.
- Cuánto te queda para las vacaciones, Botones?
- 8 días, 14 horas, 21 minutos y 38 segundos, 37, 36,...
- Bueno, bueno! The final countdown, nino nino!
- No lo sabes tú bien!

En el hilo sonaban Pau Donés & Niccolò Fabi

lunes, 22 de junio de 2015

CumplieNdo

... años como sueños


15ª Maleta

Peina canas en el mostacho y se lava la frente hasta la cima de la cabeza. Entorna los ojos sitiados por pliegues de la piel y apoya en la punta de la nariz las gafas que cuelgan de su cuello para poder leer bien el menú. Las que eran columnas romanas con robustos gemelos ahora son piernas delgadas como las de un corredor de maratones disimuladas bajo el pantalón de un traje que antes lucía a diario para trabajar y que ahora solo se pone en ocasiones especiales como esta. Hoy es su cumpleaños. Otra vez...

SoplaNdo las velas de una vida sacrificada, llena de éxitos y de lucha. RecibieNdo los regalos de quienes han compartido el bigote azabache, la melena poblada, la piel tersa, la vista de lince, los músculos hinchados y el traje nuevo. Los que han visto alcanzar metas imposibles y logros cotidianos aplauden y piden el postre. Pero no se celebra el final sino todo lo contrario. Hoy se pone el reloj a cero de nuevo y se vuelve a nacer por septuagésimo segunda vez con los carrillos llenos de aire y la cabeza repleta de buenos deseos.

========================================================================

La temporada alta está dando un respiro. Todo el mundo sabe que es la calma que precede a una nueva tempestad, la plácida siesta de un seísmo atronador, la burbuja de gas inflamada en un cráter incandescente al borde del derrame...
- Quillo, Botoneh!, cuándo te vah a ir de vacasioneh?, que estah máh pálido que'r poto de Michael Jackson.
- Pronto chispas, pronto! A este paso antes de que arregles el montacargas..., que estoy deslomado subiendo bultos por la escalera!
- Uuuhh, Botoneh tú anteh molabah...
- Me hago mayor, amigo; el tiempo no pasa en balde.


En el hilo sonaba Leiva 

lunes, 6 de abril de 2015

AdmiraNdo

... la vida de los otros

14ª Maleta

- Feliz cumpleaños! - le espetó delante de todos obviaNdo su cara tranpar-ente - te invitarás luego a unas cañitas, no?
Con la excusa y el estruendo, el resto de la oficina, que era de esas de cristal y sin paredes tan modernas que dicen que fomentan la comunicación y el trabajo en equipo pero que en realidad son un hervidero de chismorreos donde poner verde al vecino es deporte departamental, se fue acercando para agasajarla con distintos parabienes más o menos originales. Aunque comenzó colorada el besamanos en que se convirtió el primer café del día, pronto se hizo dueña de la situación repartieNdo sonrisas, besos y gestos tímidos pero perfectamente estudiados.

Cuando hubo pasado la marabunta y el murmullo recuperó el terreno perdido ante el jolgorio repentino, volvió a sentarse a su mesa trataNdo de recuperar el hilo de sus pensamientos tan súbitamente interrumpidos. Entre sus papeles garabateados con dibujos, al lado del portátil y enganchada por una esquina bajo su agenda encontró una polaroid que aún se resistía a revelar su contenido, luchaNdo contra la química de su propia naturaleza. Arrugó el ceño y achinó los ojos como si eso acelerase el proceso para desfruncir de golpe y abrirlos como platos cuando se descubrió a sí misma en un plano cercano tomado desde una perspectiva secundaria, sonrieNdo, rodeada por la gente que acababa de sentarse en sus asientos tras felicitarla. Inmediatamente levantó la mirada buscaNdo chocar con los mismos ojos que la habían inmortalizado; se giró levantaNdo las cejas, miraNdo al bulto como cuando se buscan las siete diferencias en la foto de un dominical, pero no halló nada discordante...

Fue al girar la polaroid cuando advirtió que había algo escrito en el dorso:

"Siempre se me ha dado mejor escribir que hablar. FeliZidades!"

========================================================================

Una angustia desmedida me invadía a cada principio de turno. "No puedo seguir trabajaNdo en este Hotel, ¿cómo hacen los demás para prosperar?, vale que el dinero no lo es todo pero es que todo es cada vez más caro para el sueldo que gano y quiero viajar, quiero vivir por mi cuenta, quiero aspirar a cualquier cosa..."

- ¡Botones!, por favor, ¿podría llevar la maleta de la señorita y acompañarla hasta la puerta de su habitación?
- ¡Faltaría más!; con su permiso señorita - indiqué sujetáNdome el gorro mientras me inclinaba para coger el bulto.

"No puedo seguir trabajaNdo en este Hotel", mi cabeza va por libre.

Cuando llego a la habitación me doy cuenta de a quién he estado acompañaNdo todo el camino murmuraNdo entre dientes. Le abro la puerta de la suite y deposito la maleta en el recibidor.

- Muchas gracias.

Un euro más rico. La puerta se cierra ante mí. La vida son los instantes que dejamos escapar tanto o más que los que vivimos...

lunes, 30 de marzo de 2015

EscribieNdo

... con tinta invisible


13ª Maleta

Es un problema perder la memoria poco a poco, es un inconveniente diluir recuerdos como aspirinas efervescentes y perder acceso a la cualidad reparadora de las burbujitas que se escapan de la copa. Es un dilema olvidar entre qué dos opciones debes elegir y qué palabra es la adecuada para decantar la situación en favor de tu vaso y que la gota que lo colme traiga a tu mente un borrón difuso en lugar de una imagen nítida de algo, posiblemente agradable, probablemente genial e indudablemente memorable.

Para cuando recuerde el por qué de los recuerdos habré olvidado que me hice una pregunta y responderé que sí, ¡seguro!, porque no recuerdo haber aprendido a decir que no, excepto si me preguntas si me he acordado de algo que me pediste que te recordara...

========================================================================

Cuando empieza la temporada alta hay mucho trabajo en todos los departamentos del Hotel. El teléfono no deja de sonar y los días empiezan a volar hasta que pasa el verano y todo vuelve a ralentizarse. Estos días no hay tiempo para charlar, no hay ratos muertos que rellenar, no hay un momento de respiro y terminar el turno es el objetivo principal.
- ¿Ya tienes ganas de irte? ¡Pero si acabas de llegar! - me dijo Enma mientras se ponía una cazadora vaquera con un solo movimiento de los hombros.
- No me quiero ir por no estar aquí; me quiero ir para estar contigo en una terracita, que no es lo mismo.
Sonrió y me guiñó un ojo desde la puerta giratoria.
- Miedo me das Botones, miedito!!!


domingo, 22 de marzo de 2015

ProponieNdo

... alternativas


12ª Maleta

Me propongo no ser tan pusilánime, no ser tan evidente, no dejarme impresionar, no ser tan ignorable. Me sugiero avanzar sobre lo irrecuperable, enterrar los desaciertos, ordenar la nostalgia en taquillas de vestuarios y agotar con esfuerzo el tiempo silente de la insomne madrugada.

Me gustaría ser corajudo, emprendedor, dispuesto, confiado. Quisiera arder de forma espontánea, ser chispa en vez de pólvora, la luz de un artificio permanente, el haz de una linterna en luna nueva, el perímetro exterior en un eclipse absoluto, el faro de un cometa ingobernable. 

Desearía no gustar, sino ser del gusto de cualquiera que se empeñe en no ser accesorio y prescindible.

========================================================================

- No voy a ser un Botones toda la vida - comentaba con la Recepcionista - Y que nadie me entienda mal, que yo estoy muy contento con lo que hago, pero... algo me falta.
- Pues yo te veo ideal con tu uniforme y ese sombrero tan gracioso.
- Ya ya, pero no me miras como al Jefe de Ventas, eh? - le dije achinando la mirada con mi cara pícara de sospechar.
- Jajaja! Yo te quiero a ti, Botones! - afirmó tirándome un beso antes de coger el teléfono - Hotel Kimera le atiende Enma, ¿en qué puedo ayudarle?

¿Qué tendrá el poder? El poder vestir un buen traje cada día, el poder viajar al otro lado del mundo, el poder vivir en un piso reformado en pleno centro...
Otro cliente de negocios entraba a través de la puerta giratoria y me dirigí enseguida hacia él confiaNdo en mejorar maleta a maleta.


viernes, 20 de marzo de 2015

Auto-destruy(é)Ndo-me

... sin más

11ª Maleta

En pocos minutos la temperatura ha subido varios grados y una densa capa de humo negro empieza a hacer lineas de hollín como laberintos enraizáNdose en el techo. Sobre la mesa varias cosas empiezan a retorcerse y el aire se vuelve líquido y viscoso creaNdo la ilusión de reflejos de agua evaporada. Aún no se ven las llamas pero está claro que hay un fuego que lo está quemaNdo todo en alguna parte.

La toxicidad aumenta en el ambiente y las cosas sencillas empiezan a desprenderse de su alma que escapa en forma de neblina gris. Ya no se ve la mitad superior de la habitación y las bombillas de la lámpara hacen explosión con un chispazo que ilumina por un segundo sus filamentos como un último aliento de despedida. Se ha roto el silencio y comienza a escucharse un crepitar de combustión disimulada.

¿Cómo se apaga una llama escondida?, ¿cómo se sofoca un incendio invisible?, ¿cómo se extingue una brasa imperceptible? 

Todo quedará reducido a cenizas. Los cuadros, las fotos, la ropa, tus mensajes...

Todo convertido en polvo.

========================================================================

Los cursos de prevención de riesgos laborales son de asistencia obligatoria pero de atención optativa y yo no estaba receptivo en absoluto. Los simulacros no dejaban claro la capacidad de evacuación del Hotel porque el que no salía haciéndose un selfie, estaba charlando tranquilamente y poniéndose la chaqueta con parsimonia.
- Que 'se quema' el Hotel! Botones, haz algo! - bromeaba la Gobernanta mientras recogía su bolso del armario de Recepción.
- Yo no veo ni humo, ni fuego, ni nada de nada, ¿de verdad tenemos que salir? Ahí fuera está chispeando...
- El día que haya fuego de verdad andarás como pollo sin cabeza; ¡ven aquí ahora mismo, muchacho!
- Vale..., pero que conste que cuando venga el lobo de verdad a la alarma no le va a hacer caso ni Peter.
Y resignado y resoplaNdo salí por la puerta principal.
- ¡¡¡Elvis Botones ha salido del edificio!!!


lunes, 9 de marzo de 2015

AterrizaNdo

... en la base


10ª Maleta

Y volver, volver, volver... a la civilización encontrada, a la ducha perdida, a la lucha conocida, a los ceños fruncidos, a los hechos que me ciñen, a la jungla desierta, al sol que no calienta, al forward obligado, a querer compartir las huellas sobre lo pisado, a tener que competir contra mi yo del pasado.

Y volver, volver, volver... a aliviarnos el dolor de las heridas, a fijar otro objetivo, a unir a los valientes frente al mapa, a espolear la curiosidad de los caguetas, a la hucha sin rescate, a burlar las previsiones, a reunir las provisiones, a la cuenta atrás de las huidas, a ganar la redención, a tirar de la anilla que despliega el paracaídas.

========================================================================

Tengo un jet-lag de seis horas y me cuesta concentrarme en mi paisaje rutinario a las puertas del Hotel.

Sólo puedo pensar en todo lo vivido y trasportarme de vuelta al Magnolia Inn en la parte vieja de la Ciudad de Panamá con su recepcionista pensante de Miami, a San Blás y sus islas mínimas compartiendo la furgoneta de Ricardo con Susan y Franklin de Londres, a Bocas del Toro en el primer día del curso infantil, al Bocas Islands Lodge en la marina de Bastimentos con Anna de Australia, a la playa de Red Frog con luna llena y Teresa la camarera Catalana camino de Nicaragua, a la Gruta de la Virgen en Colón conducidos por el gran Elke 'el que les lleva', al snorkel en Zapatilla con Thania, Rasha y Mónica de Canadá y EE.UU, a surfear en Carenero con Carlos y Josecito, al Lost and Found Eco-hostel perdidos en la montaña de Chiriquí guiados de noche por la pasión de Paco, al increíble Lost World Tour con Nico 'Mowgli' del Cuerpo de Paz, inolvidable, al bus nocturno David-Panamá y al hasta la próxima de Rolando el taxista más fiable del país gracias a Gema y Gonzalo...

De vuelta en el Hotel, mi base de operaciones, he aprendido a darle importancia a los encuentros efímeros con los viajeros y sus maletas cargadas de aventuras por vivir. Lo mejor siempre está por llegar.


sábado, 28 de febrero de 2015

DespegaNdo

... con rumbo lejano


9ª Maleta

Meter cuatro cosas en una mochila y marcharse, volar, alejarse sin ruta ni reloj, envolverse en la improvisación de lo desconocido, diseñar los pasos descalzo en el radio del alcance de la vista, dibujar la silueta de un recuerdo y dejar que el mar la borre en un vaivén...

Juntar a tres amigos y liarla, pirarse, partirse la caja con palabros inventados, jerga de guasones, enrolarse en un barco a la deriva con música, cerveza y cigarrillos, enmarcar en fotos la aventura de perder el Norte en un segundo y dormirse al raso con el manto de un cielo incandescente en la mirada...

Reducir a dos todas las opciones, rebuscar monedas por el suelo y jugar a cara o cruz las decisiones, acatar los fallos del destino, alumbrar con velas los caminos y a cagar los tristes y los mohínos que con miedos burdos y dañinos se empeñan en lastrar la iniciativa...

Encontrar en uno mismo la energía, calentar motores con paciencia, estudiar, querer saber de todo, probar que hay errores acertados y empezar la cuenta atrás sin titubeos para que el conteo regresivo no alcance jamás el punto muerto y el cero se transforme en ignición.

========================================================================

Después de tanto tiempo esperando y planeando una escapada memorable el momento había llegado: Panamá, here we go!
Como si de la campana del instituto se tratara, colgué mi uniforme a en punto y me despedí de todos los compañeros del Hotel hasta más ver con la promesa de volver (con un pan Panameño bajo el brazo) por muy bien que me lo pasara. Sin embargo no estaba seguro de cumplir con esa promesa, la verdad...
¿Qué me ata a este Hotel?, ¿qué tan difícil de sustituir es un sencillo botones?, ¿y un compañero de pasillo?
La sensación de nada que perder es un signo de tristeza.

De pronto el whatsapp.

- Bueno Botones, pásalo genial que te lo mereces! Y disfrútalo como si no fueras a volver. Ya sabes, hay mucho mundo, aunque nunca se sabe...
- El mundo es muy grande y tiene muchas cosas que ver, que conocer, que comer... y yo sé a dónde miro, a quién conozco y el queso que me gusta. ;) Lo voy a disfrutar a tope y querré contártelo a la vuelta. :)

La sensación de nada que perder nunca ha sido para mí. Siempre bien! Ya sabes!


lunes, 23 de febrero de 2015

Des-armaNdo

... tus defensas


8ª Maleta

Como un guerrero de la antigüedad oteo desde la última colina el lugar en el que tendrá lugar la gran batalla. Visualizo cada movimiento y cada paso porque los detalles marcarán la diferencia entre atravesar las barreras o colisionar contra ellas malgastaNdo las fuerzas que tanta falta me harán para salir vencedor de una conquista tan prolongada.

EnfrentaNdo ejércitos armados con arcos, flechas, espadas, catapultas,...
SorteaNdo sólidos muros verticales de roca maciza y varios metros de altura,...
SaltaNdo sobre fosos abisales atestados de hambrientos cocodrilos,...
DerribaNdo antiguas puertas clausuradas con cerrojos de metal y herrumbre de cuatrocientas estaciones,...
LuchaNdo por desabrochar la armadura y dejarla caer con estruendo para sentir de cerca, conquistador conquistado, el fluir rítmico de la sangre empujada por la constancia de tu corazón, que aún no se ha resignado a no encontrar con quién acompasarse.

========================================================================

Me parecía mentira que llevara ya dos meses trabajando en el Hotel. Como en todos los trabajos había comenzado con fuerzas y muchas ganas pero ahora el ánimo empezaba a flaquear sobretodo a la vuelta de algún fin de semana bien celebrado.
- Qué ocurre botones, ¿cómo es que estás tan desmotivado? - me preguntó la Gobernanta.
- No lo sé, lo mismo sólo es falta de vitamina, ¿no? - respondí evasivo.
- Ya, vitaminas..., anda ve a buscar a esa chica y verás qué pronto vuelves a ser el empleado del mes.
Y no pude contestarle más que con media sonrisa y un gesto con la cabeza porque no era la primera vez que la motivación me llegaba desde el exterior cuando más flojeaba la fe en mí mismo.


miércoles, 11 de febrero de 2015

BrindaNdo

... por lo auténtico


7ª Maleta

Quiero tomar algo contigo esta noche y beber entre risas e historias contadas mil veces.
Quiero chocar cada vaso relleno y que tu espuma y mis burbujas se derramen a los pies de la barra.
Quiero cambiar el decorado, acompasar las luces con las horas, escuchar varios estilos de música distintos.
Quiero acortar las distancias, arrastrar hacia mí tu taburete, quedar al alcance de tus mordiscos.
Quiero brindar por las máscaras guardadas, por las caras frescas y recién lavadas, por el brillo natural que desprenden nuestras miradas...

========================================================================

El día había sido gris, lloviendo sin parar un momento. Lo sabía porque desde el salón del bar se podía ver el cielo a través de la cúpula transparente. Cuando había silencio absoluto o jarreaba el agua empujada por el viento se podía escuchar el tintineo de las gotas sobre la cubierta.
El pianoman tocaba despacio la canción más triste del mundo para una audiencia penosa de tres clientes sentados solos y en mesas separadas.

- Botones! Estás mohíno! - me dijo el barman mientras depositaba el vaso con mimo sobre una servilleta doblada. - Si ya has acabado el turno; el mundo te aguarda ahí afuera, chico!
- Esa es la frase más positiva que he escuchado en todo el día. Brindo por eso, cheers!

Y levanté mi Colacao calentito en dirección a la sala; al fin y al cabo solo era Miércoles por la noche...

lunes, 2 de febrero de 2015

Concedi(é)Ndo-me

... el último baile.


6ª Maleta

Cuando tus piernas no respondan como lo solían hacer,
y yo no pueda arrastrar tus pies.
Recordará aún tu boca el sabor de mi amor?
Sonreirán aún tus ojos desde tus mejillas?

Cielo, yo te amaré hasta cuando tengamos setenta.
Niña, mi corazón podría caer tan fuerte como a los veintitrés.

Estoy pensando en cómo la gente se enamora de maneras misteriosas,
quizás sólo con el roce de la mano.
Yo me enamoro de ti cada día,
solo quiero decirte que ahora lo estoy...

así que, cariño, estréchame ahora entre tus brazos,
bésame bajo la luz de un millar de estrellas,
coloca tu mano sobre mi palpitante corazón.

Estoy pensando en voz alta,
tal vez nosotros encontramos el amor justo donde estamos ahora.

Cuando mi pelo se haya ido y mi memoria se desvanezca
y las multitudes no recuerden mi nombre,
cuando mis manos no toquen las cuerdas de la misma manera,
sé que tú me querrás igualmente.

Cariño, tu alma nunca envejecerá, es perenne.
Niña, tu sonrisa está siempre en mi mente y mi recuerdo.

Estoy pensando en cómo la gente se enamora de maneras misteriosas,
quizás sea todo parte de un plan.
Yo sigo cometiendo los mismo errores
con la esperanza de que tú lo comprendas...

así que, cariño, estréchame ahora entre tus brazos,
bésame bajo la luz de un millar de estrellas,
coloca tu cabeza sobre mi palpitante corazón.

Estoy pensando en voz alta,
tal vez nosotros encontramos el amor justo donde estamos ahora.

Así que, cariño, estréchame ahora entre tus brazos,
bésame bajo la luz de un millar de estrellas,
oh cariño, coloca tu cabeza sobre mi palpitante corazón.

Pensando en voz alta, tal vez nosotros encontramos el amor exactamente donde estamos ahora,
nosotros encontramos el amor justo donde estamos ahora,
lo encontramos precisamente donde estamos ahora...



========================================================================

El salón más grande de todo el Hotel estaba reservado para un banquete de boda. Mientras estaba distribuyendo las maletas de algunos de los invitados vi entrar a los recién casados desde los jardines en los que habían estado sacándose algunas fotos.

Nunca antes había visto a una novia tan radiante. Era feliz sin complejos ni tapujos, sonreía con el alma y el corazón, era la personificación de la ilusión y no parecía sentir ningún miedo o que ninguna incertidumbre, ni siquiera la típica de quien ha estado un año preparando un gran evento de una sola tarde para una sola vez en la vida, le asomara al pensamiento.

Pensé que yo quería hacer sentir eso a alguien y también sentirlo al mismo tiempo pero que estaba a años luz de conseguirlo, tal vez más lejos que nunca...

Al terminar mi turno me acerqué a la puerta del salón. Les estaba observando abrir el baile con una versión de vals Irlandesa de Bruce Springsteen, If I should fall behind, bailando como si fueran las únicas personas que quedaran en el mundo. Pensé que era la mejor pareja que había visto en toda mi vida. Y estaban juntos en el momento adecuado...


lunes, 26 de enero de 2015

DegustaNdo

... tu carne trémula.


5ª Maleta

La luminosidad cambiante que sale del televisor es lo único que aporta algo de luz a la habitación. No hace falta más. Es tan tarde que empieza a ser temprano y los pestañeos empiezan a alargarse, a convertirse en pausas de la consciencia y a gobernar el barco de los sueños con rumbo a aguas sosegadas...

Bajo una manta suave como pasos sobre seis centímetros de nieve recién caída, sus dedos se entrelazan y juegan a encontrarse con los dobladillos del pantalón, a colarse más allá de la goma de los calcetines, a rodear con las yemas el hueso del tobillo, a hacerse cosquillitas por encima de la rodilla... Se han ido acercando instintivamente para mantener sin fugas el calor de microclima y ya casi abrazados se han mirado a los ojos, pequeños, entreabiertos y brillantes. En la Kiss TV, Echosmith ambienta y alinea los planetas...

... y lo que antes era temblor de frío, ahora es carne de gallina.
... lo que era vaho, ahora es aliento.
... lo que estremece es la piel contra la piel.
... la tiritona es una sucesión de escalofríos.

========================================================================

En el Restaurante del Hotel las cenas se sirven a la carta pero el maître me ha prometido un menú degustación para dos...

- Qué!, ¿te reservo una mesa el próximo Sábado? - pregunta jocoso arqueando las cejas.
- Ya te avisaré ya...
- Ay chaval! Ella nunca te va a responder, si no le preguntas!
- Jeje, aún estoy pensando en la pregunta adecuada.
- Pues no pienses tanto; no pienses!

Que no piense dice..., como si él nunca hubiera estado obnubilado.


martes, 20 de enero de 2015

RepitieNdo

... los mejores errores.


4ª Maleta

Si buscara similitudes entre la actualidad del presente y el recuerdo del pasado encontraría seguramente que he repetido algunos pasos en etapas diferentes.

Y no aprendo.

Desde luego nunca fui un alumno de los más aplicados de la clase pero hay ciertas cosas que sí han logrado calar y hacerse un hueco permanente como un mantra en mi cabeza:

Hay heridas que nunca terminan de cerrarse por completo.
Hay entuertos que no verán jamás arreglo; en verdad ciegos.
Hay líneas paralelas que viajarán eternamente pegadas sin cruzarse una palabra.

Y tampoco me arrepiento.

If you're lost and alone
or you're sinking like a stone
Carry on
May your past be the sound
of your feet upon the ground

========================================================================

La recepcionista está triste.

Desde la puerta la veo prepararse para enseñar los dientes al próximo cliente mientras cargo sus maletas en mi carrito. Recoge los pasaportes y rellena la ficha del check in en el ordenador de manera diligente. Hace entrega de las llaves, que en realidad son tarjetas electrónicas, indica la localización del restaurante para el buffet del desayuno y desea una buena estancia cumpliendo a la perfección con su cometido. La miro desde el ascensor justo antes de que las puertas se cierren.

La recepcionista está triste..., y aun así sonríe.


domingo, 18 de enero de 2015

TarareaNdo

... una canción desconocida.

3ª Maleta

Ni siquiera sé cómo has llegado a mi cabeza, cómo has conseguido mezclarte con mis pensamientos siempre maquinaNdo, cómo te las has arreglado para pasar inadvertida a tantos controles como tengo activados y dispersar tus notas como gotas heladas de cuasi nieve que si bien parecen no calar lo cierto es que te empapan en el momento en el que tratas de quitártelas de encima pasando la mano.

Será el aura Blanca con la que inundas la habitación o la barrera entre tus ojos y mis labios volviéndose música diFusa..., será el solfeo de pentagrama que dibujo en tus costillas después de desCorchear dos botellas de vino o la noche gélida y Negra con iluminación de lamparita..., será que las rectas de autopista son Redondas cuando me sorprendo canturreaNdo como el autómata DJ de un hilo musical...

==================================================

Tenía los cascos puestos y estaba totalmente a mi bola. Por mi reloj, aún me quedaban lo menos 11 minutos del descanso y como no me daba tiempo a ir y volver hasta el ALDI donde vendían unos muffins con pepitas de chocolate de vender el alma a precio de saldo, decidí evadirme rastreaNdo con el movil foros sobre mi próximo viaje a Panamá; qué ganas! En mis oídos, Family of the Year me repetían:

Let me GO,
I don't wanna be your hero.
I don't wanna be your big man.
I just wanna fight with everyone else.

Your masquerade,
I don't wanna be a part of your parade.
Everyone deserves a chance to
walk with everyone else.

While holding down
a job to keep my girl around,
maybe buy me some new strings
and her and I out on the weekend.

We can whisper things,
secrets from our American dreams.
Baby needs some protection
but I'm a kid like everyone else...

- So let me GO... - tarareaba de manera inconsciente.


lunes, 12 de enero de 2015

DesdoblaNdo

... mi simple personalidad.

2ª Maleta

Ha llegado el momento de la definición, de enfrentar cualidades contra defectos, de ensalzar virtudes y maquillar cicatrices, de colocarse con hierbas aromáticas y revestirse de telas nobles con puntadas de plata. Es, sin duda, la hora de jugar con la regla de los tres días, de apretar el pómulo y alargar la quijada, de ofrecer una media sonrisa seductora y responder tarde, desganado y breve, de beber vino tinto y olerlo primero. Ya está aquí la ocasión de estrenar los zapatos, de meter por dentro la camisa abotonada, de mirar de soslayo el reloj de pulsera y colocarse unas gafas de cristales transparentes...

¿Cuándo es la gala de los premios al postureo? Quiero reservar la fecha en un post-it amarillo...

======================================================================== 

Aquella tarde-noche el lobby en frente de la recepción estaba abarrotado de gente tomando un welcome drink cortesía del Hotel.
- ¿Toda esa gente es famosa? - pregunté al Jefe de Recepción.
- Son clientes con cargos importantes de gran responsabilidad. Procure ser muy educado y muy correcto en su trato hacia ellos - me contestó sin mirarme y casi sin gesticular.
- Aham..., pues entonces seré como soy con todo el mundo - respondí entre dientes imitando su gesto. - Pero sepa usted que parece un ventrílocuo y yo su muñeco.
Y la nariz le empezó a aletear descontrolada porque en el fondo quería carcajearse de sí mismo.


martes, 6 de enero de 2015

VolvieNdo

... a ser un niño.

1ª Maleta

Son las 11:03 am del día de Reyes y brilla el sol allá afuera. Estás seguro porque, aunque colocaste la persiana bajada a nivel pitch black, ya lo viste salir antes de entrar en casa después de pasar la noche del 5 cenaNdo y de copas para despedirte de las vacaciones hasta semana santa (Dios bendiga mi país laico). Te levantas porque la alarma del móvil sonó hace 18 minutos y deberías llegar a casa de tu hermana antes de las 12 am con los regalos que los Reyes han dejado para tus sobrinos en casa del 'tito'. Tropiezas con los zapatos que cayeron cerca de la puerta y sales de la habitación trastabillado camino del baño.
- Joder, qué cuadro!
La encarnación del Grinch se refleja en el espejo. Incluso tienes la cara un poco verde...

*-*-*-*-*

No sabes qué hora es. Has abierto los ojos, has saltado de la cama y has atravesado el pasillo en dos brincos hasta la habitación de papá y mamá.
- Mamá, ¿puedo ir al salón a ver si han venido los Reyes? - susurras a los bultos de la cama.
- Hijo, sólo son las 8:03 am, es muy temprano; no quieres dormir un poquito más? - se escucha desde debajo de la almohada.
Pero es imposible que vuelvas a dormirte. Ya llevas lo menos 18 minutos despierto (en realidad menos de 5). Corres al salón y abres la puerta despacio, asomando la nariz. Bajo el árbol, varios paquetes de distintos colores han dejado enterrados los zapatos que dejaste la noche anterior y ya no cabes en ti mismo.
- Han venido!, han venido!
Y gritas y corres de la habitación de tus padres al salón y del salón a la habitación de tus padres que ya están sentados con los pies fuera de la cama.
- Y se han bebido toda la leche!!!
- De verdad!??, a ver!??. Hala!!!...

===========================================================

- Oye Botones, ¿y a ti te sigue haciendo ilusión la mañana de Reyes? - me preguntó la Gobernanta.
- Pss! Pues así-asá..., me da un poco de vergüenza si recibo demasiados regalos pero me hace ilusión entregar los míos y ver las caras de la gente. Me pasa siempre que regalo cualquier tontería.
- Pues ya verás cuando tengas hijos! Esas caras no vas a olvidarlas nunca...

Me dí cuenta de cómo la ilusión por esa noche mágica se me había ido apagando como la iluminación de madrugada en los pasillos vacíos y silenciosos del Hotel. Fiché con mi tarjeta y enfilé la salida. Por el corredor de personal las luces se iban encendiendo a mi paso. 

sábado, 3 de enero de 2015

ListaNdo

... nuevos viejos propósitos.


Maleta 0


Bajo un orden militar y un desorden funcional viven las contradicciones que nos trolean a diario. Son esas afirmaciones-negaciones categóricas de Domingo perdido como, "se acabó, no vuelvo a beber.", que decimos enfatizaNdo un punto final que sale flotaNdo de nuestra boca junto con la carne del kebab de anoche, o una de mis favoritas, "Mañana..., me levanto a - (selecciona tu propio autoengaño).", que repetimos cada tarde en que a lo peor la pereza, a lo mejor los planes más apetecibles se hacen hueco en el primer punto de la lista de lo siguiente que teníamos por hacer. Dichosa lista!

¿Quién me manda hacer una puta lista?, ¿por qué me empeño en planificar los fracasos sobre el papel? Aham! No has ido al gym, no has llamado a tu madre, no has comprado un hamster (bien hecho, autochócala!), no has cuidado las plantas, no has ahorrado un duro, no has cenado ligero y esas napolitanas del desayuno no eran de avena precisamente, no has arreglado las cortinas, no has visitado a tu abuelita, no has tocado la guitarra más que para limpiar el polvo de detrás, mira! has limpiado el polvo de detrás de la guitarra, check!...

Sabemos que queremos hacer muchas cosas y sumamos ganas de hacer otras que van surgiendo pero no resulta tan simple recorrer el camino que nos lleva a conseguirlas. Por cuá Sr. Pato? (Mr. Duck para los que van al gym). Muchas listas están llenas de cosas que en verdad no queremos hacer pero que sabemos que deberíamos hacer. A la mierda con esas listas; son veneno!

No emplear demasiado tiempo en planificar suele ser un buen plan casi siempre. No hablo de anarquía, botones! Solo digo que estaríamos menos encorsetados y mucho más naturales si nos engañáramos lo menos posible a nosotros mismos y afrontáramos dos preguntas sin más: ¿qué quiero ser/hacer/vivir/sentir...?, ¿qué hago/ofrezco/aporto/tengo... para conseguir lo que quiero? Y fin. Hacer una lista es muy útil solamente para no volver a olvidar comprar el papel higiénico.

========================================================================

- Oiga chico!, qué hace ahí detrás?
- Es mi primer día..., estaba repasaNdo la lista de las cosas que no debo olvidar en mi primer día de trabajo en el Hotel...
- ¿Ah, sí? Pues escriba: Recoger las maletas de los clientes.
- Sí, esa la tenía apunt...
- ¡Deje esa lista y salga aquí ahora mismo!¡Tiene clientes en la recepción!

Y de un salto salí del cuarto dejando la lista, el boli y hasta el sombrero del uniforme de botones en la esquina en la que estaba sentado apuNtando mis buenas intenciones. ¡Buen comienzo chaval!