lunes, 30 de marzo de 2015

EscribieNdo

... con tinta invisible


13ª Maleta

Es un problema perder la memoria poco a poco, es un inconveniente diluir recuerdos como aspirinas efervescentes y perder acceso a la cualidad reparadora de las burbujitas que se escapan de la copa. Es un dilema olvidar entre qué dos opciones debes elegir y qué palabra es la adecuada para decantar la situación en favor de tu vaso y que la gota que lo colme traiga a tu mente un borrón difuso en lugar de una imagen nítida de algo, posiblemente agradable, probablemente genial e indudablemente memorable.

Para cuando recuerde el por qué de los recuerdos habré olvidado que me hice una pregunta y responderé que sí, ¡seguro!, porque no recuerdo haber aprendido a decir que no, excepto si me preguntas si me he acordado de algo que me pediste que te recordara...

========================================================================

Cuando empieza la temporada alta hay mucho trabajo en todos los departamentos del Hotel. El teléfono no deja de sonar y los días empiezan a volar hasta que pasa el verano y todo vuelve a ralentizarse. Estos días no hay tiempo para charlar, no hay ratos muertos que rellenar, no hay un momento de respiro y terminar el turno es el objetivo principal.
- ¿Ya tienes ganas de irte? ¡Pero si acabas de llegar! - me dijo Enma mientras se ponía una cazadora vaquera con un solo movimiento de los hombros.
- No me quiero ir por no estar aquí; me quiero ir para estar contigo en una terracita, que no es lo mismo.
Sonrió y me guiñó un ojo desde la puerta giratoria.
- Miedo me das Botones, miedito!!!


7 comentarios:

  1. A veces creo que sería bueno no recordar, y recomenzar de cero... que todo sea "por primera vez"... bueno, tal vez no tenga nada que ver mi comentario con el texto, es sólo lo que me generaron tus letras.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay!... el encanto de las primeras veces... pero yo no renuncio a mi equipaje. Mi maleta forma parte de mí.

      Eliminar
  2. El trabajo es el trabajo...aunque se puede llegar tarde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La puntualidad se sobreentiende. La profesionalidad empieza por cumplir con el horario; luego hay mucho más, pero por algo hay que empezar.

      Eliminar
  3. He leído unas cuantas cosas sobre este tema y, aunque el cerebro es un amplio mundo del q queda mucho x descubrir parece ser q a medida q pasa el tiempo los humanos sólo recordamos lo q necesitamos para sobrevivir...

    En mi caso tengo tanta memoria q miedo me da necesitar tantos recuerdos para mi supervivencia!!! Jijiji

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso de que el saber no ocupa lugar no puede ser cierto tampoco... tendrás una cabeza enorme! XD Fuera de broma. Considero que una parte importante de recordar está en tener interés. No es que necesites todos esos recuerdos, es que te interesan muchas cosas!

      Eliminar